top of page

Cayetana Guillén Cuervo recibe el Premio Julián Besteiro de las Artes y las Letras




Desde hace más de 20 años, la Escuela Julián Besteiro y la Comisión Ejecutiva Confederal de UGT otorgan el Premio Julián Besteiro de las Artes y las Letras a destacadas personalidades del mundo de la cultura en reconocimiento a su aportación a nuestra sociedad. Un reconocimiento que forma parte del compromiso de UGT con la cultura, con sus creadores, y con los trabajadores como partícipes y protagonistas y que en pasadas ediciones recibieron nombres como Almudena Grandes, José Luis Sampedro, Fernando Fernán Gómez, Francisco Ayala, Joaquín Sabina, Ana Belén, Icíar Bollaín, Juan Genovés o María Galiana…


Este año, el premio a recaído en la actriz, periodista y actual Presidenta de la Academia de las Artes Escénicas de España, Cayetana Guillén Cuervo.


El jurado, compuesto por el escritor Benjamín Prado; el periodista José Mª Izquierdo; el fotógrafo Rafael Roa; los académicos de las artes escénica Paloma Pedrero, escritora, Fernando de las Heras, dramaturgo, y Amparo Climent, actriz; los sindicalistas Pepe Alvárez, Secretario General de UGT, Cristina Antoñanzas, Vicesecretaria General de UGT, Rafael Espartero, Vicesecretario de Organización de UGT, Sebastián Pacheco, Secretario de Formación de UGT, Marina Prieto, Secretaria General de UGT-Madrid, Cándido Méndez, Ex-secretario General de UGT, Isabel Vilabella, Fundación Progreso y Cultura, e Isabel Navarro, Directora de la Escuela Julián Besteiro de UGT, decidió otorgarle por unanimidad este premio “Por su incansable trabajo de activismo cultural y su apoyo incondicional, desde la Presidencia de la Academia, a la dignificación y defensa de todas las artes escénicas, su trabajo incansable para fomentar su desarrollo e impulsar su promoción nacional e internacional, poniendo en valor a nuestros artistas dentro y fuera de España.” El jurado reconoce así su labor como “faro de inspiración y ejemplo de compromiso y pasión por la cultura en todas sus formas, además de su humanidad y su compromiso con las causas sociales. Su participación en proyectos benéficos y su apoyo a diversas organizaciones solidarias demuestran su deseo genuino de hacer del mundo un lugar mejor, impulsando el arte y la cultura para cambiar vidas y unir a las personas”.



El acto de entrega tuvo lugar el martes 26 de septiembre en la sede de la Escuela Julián Besteiro de Madrid con la presencia, de la directora de la escuela, Isabel Navarro, que ejerció de anfitriona; el periodista Iñaki Gabilondo, el sindicalista Pepe Álvarez, secretario general de UGT, diversos miembros del jurado y numerosos invitados del mundo de la cultura.


Isabel Navarro, directora de la Escuela Julián Besteiro, recibió a los asistentes destacando la importancia de estos premios porque “es a través de la cultura como construimos puentes, derribamos barreras y creamos un mundo más inclusivo y comprensivo” y recordando la figura de Julián Besteiro como “inspirador y defensor de la importancia de la cultura como medio para la transformación y la conciencia social”. Navarro destacó también cómo Cayetana ha dejado una huella imborrable en el mundo del arte y la cultura, que trasciende géneros y disciplinas. Y es también una defensora apasionada de la cultura”. Finalmente concluía explicando que “este premio no sólo es un reconocimiento a su trayectoria excepcional, sino también un homenaje a su carácter, su ética de trabajo y su influencia positiva en la sociedad.”


Iñaki Gabilondo, con quien Cayetana iniciara su carrera como periodista en la Cadena Ser, glosaba su figura como “activista cultural”: “En un momento como este de tanta confusión, hay algunos valores que unifican y establecen corrientes de acuerdo: la honestidad, la integridad, la autenticidad se convierten en elementos estables de referencia (…) Cuando conocí a Cayetana como joven periodista, supe ya qué modelo de persona sería. Una persona marcada por los valores de la honestidad, la integridad, la autenticidad. Han pasado años y no hay un solo momento de tu vida profesional y personal que haya contradicho esos valores” – afirmó dirigiéndose a Cayetana. “En el tiempo que llevas como Presidenta de la Academia has dicho que tu intención es dotar de dignidad a toda la gente que se dedica a esa actividad. La búsqueda de lo que ya tenías cuando te conocí. (…) Activista de la justicia de la belleza, de la verdad y de la justicia, es por tanto activista cultural.”


Cayetana recogió el galardón de manos de Pepe Álvarez, secretario general de UGT, profundamente emocionada: “Gracias a los que habéis decidido que mi trayectoria personal y profesional merece este reconocimiento tan precioso. Me emociona especialmente que un grupo de personas tan importantes perciba que yo ofrezco todo eso a la sociedad y para mí eso es muy importante porque da sentido a mi vida y justifica todo lo que yo hago. (…) Es un premio que reconoce la línea editorial de mi vida.” Continuaba agradeciendo también a todos los compañeros de profesión y de vida que allí se encontraban, y especialmente a sus mentores “Lo más importante en la vida es que trascienda lo que quiero comunicar… y eso me lo enseñó Iñaki Gabilondo. Y esos valores de los que él habla los he aprendido de él y de mis padres. (…) Ellos me enseñaron que la palabra cambia el mundo y que el hecho artístico encima del escenario da un vuelo a la vida que hace que merezca la pena. Eso da sentido a mi vida.” Y terminó recitando unas palabras de Úrsula Hirschmann, personaje que interpreta en Pandataria, y que suponen un canto a la libertad.


コメント


bottom of page